Crece la familia del Zoo Santa Fe

La reproducción de los animales del Zoológico sigue en aumento. En el último mes el turno para los nacimientos correspondió a dos ejemplares de tatabras,  12 de pavos reales, dos de monos mulato y seis  de gallinetas,  ejemplares que se han sumado a la ya larga lista de  mil individuos que hacen parte de la familia de este centro conservacionista,  recreativo y educativo de la ciudad.

La tatabra es conocida popularmente como una variedad de cerdo salvaje que vive en las selvas de  Centro y sur de América. Pese a su  amplia zona de distribución ya está considerado como un animal  vulnerable en muchas regiones, pues la cacería indiscriminada realizada con el propósito de obtener su carne, y el deterioro de su hábitat han disminuido el número de individuos en condiciones naturales.

El mono mulato es otra de las  especies nativas de primates  que más diezmadas se encuentran en su ecosistema, pues muchos de ellos terminan como mascotas inapropiadas de habitantes de  las grandes ciudades.  Naturales de Sudamérica,  son  gregarios, arborícolas y polígamos y hacen parte de las doce especies de monos que se pueden observar en el Zoológico Santa Fe.

La gallina de Guinea, conocida también con los nombres de gallineta y Pintada, es una de las especies de galliformes más extendidas de África. Actualmente distribuida en Europa, Asía, Oceanía y América, de la gallineta se dice que nunca termina por domesticarse,  pues aunque se le tenga con otras aves de corral, siempre tratará de retornar a la vida salvaje.

Estos nacimientos y los presentados durante cada mes en el zoológico,  son el resultado de acciones permanentes de un grupo interdisciplinario de profesionales y personal capacitado,  que busca la reproducción  en cautiverio de las  especies consideradas en peligro de desaparición.